16/nov
comunicacion
Published in post

Día Internacional del Flamenco: un siglo de danza flamenca en el Festival de Itálica

El 16 de noviembre se cumple el séptimo aniversario de la inclusión del flamenco en la Lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad de la UNESCO. Desde la web del Festival Internacional de Danza de Itálica nos queremos sumar al reconocimiento de este arte vivo, enmarcado en el Día Internacional del Flamenco, rememorando algunos de los espectáculos programados en nuestras ediciones del siglo XXI. Queremos de esta manera reivindicar con nuestra aportación el carácter totalmente contemporáneo, la raigambre histórica, las ricas ramificaciones y mutaciones de la danza flamenca.

El siglo XXI que comenzó para el festival de Itálica en 2001 con ‘Encuentros’ de la Compañía Andaluza de danza y  en el que participan como coreógrafos, Alejandro Granados, Isabel Bayón, Rafael Campallo y Eva la Yerbabuena. Fue un espectáculo de clausura que también contó con José Antonio, que estreno en Sevilla la pieza titulada ‘Arrope’ junto con la bailarina clásica María Giménez.

En 2005 la coreógrafa y bailarina Blanca Li, reunió a la cantaora Carmen Linares y la Orquesta Sinfónica Joven del Aljarafe, con 50 músicos bajo la dirección de Pedro Vázquez Marín, para levantar ‘Al Ándalus’, un espectáculo que reunió en un mismo escenario cante flamenco y danza contemporánea.

En 2007 pudimos contrastar dos estilos tan diferentes como los de ‘La edad de oro’ de Israel Galván, con Alfredo Lagos a la guitarra, David Lagos al cante y la dirección artística de Pedro G. Romero o ‘Meridiana’  Javier Barón, que quiso acompañarse de una mezcla de juventud y experiencia  con nombres como David Palomar, Javier Patino, Tino di Geraldo o Tomasito en una emocionante estreno en en el castillo de Alcalá de Guadaira, tierra natal del artista.

‘Juana la loca’, de Sara Baras, fue el espectáculo elegido para clausurar nuestro festival en 2011. La bailaora gaditana recaló en el Teatro Romano tras haber recorrido los mejores y más selectos escenarios del mundo recibiendo infinidad de elogios y reconocimientos por parte de la crítica y el público a la vez que acercaba el baile flamenco a través de una figura histórica.

Belen Maya recaló en 2011 en el Festival de Itálica con ‘Tr3s” con el que quiso reducir el flamenco a su esencia fundamental apoyando su baile únicamente en la guitarra de Rafael Rodríguez, el cante de Jesús Méndez, y las palmas de Chloé Brûlé.

Ese mismo año Fernando Romero nos trajo un trabajo complejo conceptualmente con ‘Paseo por el amor y la muerte’, que la Diputación de Sevilla produjo específicamente para la Bienal de Flamenco. Un espectáculo que supuso la vuelta a Itálica del bailaor José Antonio como artista invitado, un rol que compartiría con Arcángel al cante.
Llegados al año 2015, encontramos dos espectáculos en los que el flamenco se entremezcla con la vanguardia. En esta línea pudimos ser testigos de la evolución artística de Israel Galván hacia la heterodoxia y la libertad con el exitoso ‘FLA.CO.MEN’. Mientras tanto Patricia Guerrero nos visitó por primera vez bajo el paraguas de ‘Doce tiempos’, un trabajo eminentemente colaborativo con Bruno Áxel y Raúl Heras.

Ya en la de 2017, la última edición del Festival de Itálica cuando escribimos estas líneas, la vertiente experimental continuó con los trazos flamencos de una espectáculo eminentemente contemporáneo como ‘OffLimits’ de La Guilda Obscénica, compañía especialmente creada para la ocasión. María Cabeza de Vaca y José María Maldonado compartieron escenario para intercambiar lenguajes en la búsqueda de uno propio para este proyecto. Es el año, como hemos comentado, en el que Patricia Guererro volvió a Itálica esta vez con ‘Catedral’ un espectáculo propio que ha supuesto la consagración definitiva de la madurez de la artista y a la vez, uno de los momentos más emocionantes para el público aficionado a la danza de este año, corroborando la juventud y viveza de la danza flamenca.

Comments are closed.